viernes, 6 de agosto de 2010

Un lugar normal.

En este momento, hasta siento ganas de que me poseas. Si, de hecho creo que es peor aún que eso. Porque eso es lo único que quiero. Ser tuyo y no mío. Tengo ganas de rogarte, de fundirme, de perder mi escencia. Solo quiero que me violes. Que me ates. Hoy solo tengo el poder de quien acata, de quien asiente. Hoy mis rodillas protagonizan la escena donde embargas mi piel hasta saciar tu sed desértica. Y caigo, me sometes y me dejo. Me elevo con cada orden pronunciada. Tus uñas, tus labios y tu lengua son mi nueva piel.

El vacio se siente plenitud cuando sos vos la que se llena de él.



~

7 comentarios:

Lucrecia&Roberto dijo...

"La propuesta fue sincera, un tanto impulsiva lo admito y por demás desesperada."

Nuevo Blog: "Lucrecia & Roberto: a lav story".

http://www.lucreciayroberto.blogspot.com/

Ceci dijo...

La sumisión pone XD

LaFlaca dijo...

Sed desértica!!!!!!En El Orgasmón le decimos calentura infernal pero vos sos un poeta

Lauri dijo...

Me gusta.
Es lindo ser el dominado a veces...

Buen final.

·· MaRia ·· dijo...

Hola,
encontre tu blog por casualidad, y me gustó muxo, ya me hice seguidora, y me tendras seguido por aka molestandote xDxD
te invito a que pases por mi blog:
http://letrasdehieloyfuego21.blogspot.com

Muxos Besos^^

Jennifer Amapola Banfrula dijo...

Qué chico fácil, che

Anto dijo...

me encantó la frase final. es genial leer tu blog, ando esperando alguna nueva entrada.